200 luminarias de CHAUVET Professional adquiridas por The Mask Singer

Michiel Milbou es un diseñador con una carrera envidiable, cuyos proyectos van desde la iluminación en debates de la Comisión Europea, a los famosos formatos de entretenimiento belgas Dancing With The Stars y Liefde voor Muziek.

Su último proyecto fue en la versión belga de The Mask Singer, donde desempeñó un trabajo lleno de color y emoción en un tiempo récord.

“Como todos llevaban máscara, aquí no había caras que iluminar”, señaló Milbou, también fundador y dueño de Never Fear Shadows. "Fue un proyecto muy distinto a lo que venía haciendo, y además me permitió desplegar al máximo mis posibilidades creativas. Nos despreocupamos de las caras y rastreamos con múltiples colores a los concursantes por el escenario. El software que empleamos fue Follow-Me”.

Para el lavado de luz creativo se desplegaron 27 luminarias Maverick MK3 de CHAUVET Professional, que, junto al resto de equipos y lámparas del espectáculo, fueron proporcionadas por Splendit. “Empleamos las MK3 para la iluminación frontal. Sus opciones de mezcla CMY + CTO y su zoom nos multiplicaron las opciones creativas”.

CHAUVETPro TheMaskedSinger 1

Pero interactuar con los personajes enmascarados fue solo una de las sorpresas que Milbou tenía preparadas. En el escenario se instalaron dos grandes máscaras con el logo del concurso, y estas también fueron iluminadas con algunas tiras ÉPIX Strip IP (dispuestas en el interior de las estructuras) y otra serie de equipos de mapping para su superficie.

Milbou disponía de 128 de estas tiras LED de un metro. Muchas de ellas fueron instaladas en las máscaras gigantes, otorgándoles un brillo y efecto espejo realmente llamativo.

“Al iluminar las tiras que estaban dentro de las máscaras, logramos que brillaran mucho más ya que su luz se proyectaba en los espejos que dispusimos justo detrás. A mí, personalmente, me encantan estas tiras, porque logran destacar todo lo que esté a su alrededor y, además, son controlables por DMX, lo que me otorga más opciones de flexibilidad y nitidez”.

 

Durante todos los episodios del programa, creamos diversos patrones de iluminación que se adaptaban a los distintos estilos de música” 

 

Aunque resultara todo un reto, el equipo logró aunar a la perfección la iluminación y el vídeo con los diversos estilos musicales de los ocho concursantes. Además del gran papel que desempeñaron las tiras ÉPIX en la creación de colores y patrones, también cabe destacar la labor que realizaron las 33 Maverick MK1 Hybrid, que se desplegaron en un patrón piramidal de tres filas para aumentar la ambientación dramática.

CHAUVETPro TheMaskedSinger 2

El resultado fue un espectáculo visual perfectamente combinado con la iluminación y con los requisitos de cámara. Otro elemento importante fue la disposición de las luminarias, que ayudó mucho a que esto fuera posible. Para las labores de lavado se emplearon luminarias de 440W que actuaban conforme al ritmo de la música. Adicionalmente, se instalaron 10 Maverick MK3 que complementaron la luz de lavado principal y reforzaron la iluminación lateral.

“Todos los miembros del equipo técnico y de producción estaban encantados de formar parte de un proyecto así”, señala Milbou, quien atribuye todo el éxito al productor ejecutivo Olivier Deprez, al productor Stien Smets, a la directora Maryse van den Wyngaert, al escenógrafo Koen Verbruggh y al increíble equipo AV.

* Tu comentario en la Revista ISP Audio & Light * Comparte el articulo en las redes

Suscríbete

Buscar