DMI-AMM, DiGiCo, consola, tarjeta, sonido

DiGiCo acaba de lanzar su nueva tarjeta DMI-AMM (Automatic Mic Mixing), que permite mezclar automáticamente hasta 48 canales de microfonía en cualquiera de sus consolas de la serie S. Esta solución se ha diseñado especialmente para producciones complejas, en las que participan numerosas voces.

La DMI-AMM es insertable en cualquier canal de entrada, ya sea local o en el rack I/O. Se integra perfectamente en la interfaz de usuario de la consola, lo que permite un flujo de trabajo continuo, que no obstaculiza el funcionamiento de la mesa.

La tarjeta funciona gestionando automáticamente varios micrófonos en vivo en situaciones de diálogo impredecibles. Cuando una persona habla, el nivel de ganancia de ese micrófono se incrementa instantáneamente, mientras que las ganancias del resto de micrófonos se reducen. Cuando el hablante hace una pausa, todos los niveles de los micrófonos se ajustarán a la ganancia media, para coincidir colectivamente con el nivel de un micrófono con ganancia completa. El efecto resultante es como si todos las personas participantes estuvieran compartiendo un solo micrófono.

La AMM hace esto usando el principio de “Shared Unity Gain”, el método de sonido más efectivo y natural disponible, lo que significa que cuando varias personas hablan a la vez, la ganancia se comparte. Un control de ponderación permite el ajuste de la sensibilidad relativa de la DMI-AMM por canal. Cuando los controles de ponderación están equilibrados (iguales), cada micrófono tiene la misma oportunidad de “hacerse cargo” del sistema. Un control de nivel de ruido impone un límite inferior en el detector de nivel para todos los micrófonos asociados, evitando así que un micrófono ruidoso capture una parte desproporcionada de la ganancia durante los momentos más silenciosos.

En una consola DiGiCo de la serie S, la DMI-AMM ofrece 48 canales de procesamiento que se pueden usar en cualquier canal de entrada. Esta tarjeta implementa dos AMM independientes, llamados AMM-A y AMM-B, con canales asignados a A o B, o ninguno de los dos. Esto significa que dos eventos separados pueden ejecutarse simultáneamente en la misma consola sin que uno interfiera con el otro.

"Estudiamos lo que ya estaba disponible en el mercado y notamos que otras implementaciones variaban en calidad", explica Pete Johnston, DiGiCo DSP y especialista de producto. "Probamos la DMI-AMM en los niveles más bajos, así como en niveles muy altos, de manera que los huecos en la conversación entre diferentes personas ofreciesen resultados fiables, sin errores acumulativos cuando se usa un gran número de canales. También nos aseguramos de que todos los circuitos de control funcionaran a la velocidad de muestreo, para que al comienzo de cada diálogo no se cortara ninguna palabra en absoluto. Esto significa que la AMM tiene una respuesta muy precisa y un tiempo de ataque extremadamente rápido. Cada canal tiene su propia preconfiguración cuidadosamente ajustada para tratar tanto con voces masculinas como femeninas ".

"Nuestros clientes de la industria audiovisual nos han estado pidiendo un producto como este", comenta Tim Shaxson, director de ventas internacionales de DiGiCo. "El que hemos desarrollado es excepcionalmente fácil de usar y ofrece grandes ventajas para ese mercado y otros. Estoy deseando que mis clientes lo prueben en el mundo real".