airbanner

Absen Green marca nuevas normas para la sostenibilidad

Absen acaba de anunciar una nueva iniciativa más verde y sostenible: Absen Green. Materializando la experiencia y liderazgo que les caracteriza, la compañía ha decidido dar un paso más allá en su compromiso por un futuro mejor para todos.

Aunque la compañía siempre ha destacado por tener algunas de las pantallas más eficientes del mercado, con Absen Green surge la primera vez que Absen aúna todo su compromiso medioambiental bajo una misma marca. Este hito se enmarca además en un año importante, cuando Absen celebra su 20º aniversario.

 

“Podríamos decir que si el ahorro energético es una virtud, la protección del medio ambiente debería ser una actitud. Y esta es la nuestra, pues es lo que el planeta merece”, explica Rubel Rengel, vicepresidente senior de desarrollo empresarial global en Absen

 

Entre todas las medidas sostenibles que tienen cabida en Absen Green, encontramos el uso exclusivo de materiales sostenibles y respetuosos con el medio ambiente, rigurosas normas de seguridad para evitar daños ambientales y un ambicioso programa de eficiencia energética (programa que ya ha ahorrado 700.000 toneladas de CO2 en los últimos cinco años y ha logrado convertir a Absen en una empresa neutra en emisiones carbono).

El ahorro energético puede lograrse mediante cuatro importantes innovaciones tecnológicas. La tecnología de cátodo común LED reduce el consumo energético y la emisión de calor en más de un 20%, mientras que las fuentes de alimentación de alta eficiencia ofrecen una eficiencia de aprovechamiento energético de hasta el 90% (en comparación con el 75%-85% de otras fuentes de alimentación tradicionales). Asimismo, el uso de lámparas LED de alta eficiencia también reducen el consumo de energía y un diseño integral de disipación del calor reduce el gasto energético dentro de los circuitos internos de las pantallas.

Con este enfoque tetradimensional, productos como la pantalla para exteriores A1099, y la pantalla de señalización digital DOOH A1021D/A1621D, proporcionan al usuario hasta un ahorro energético del 50% y el 65%, respectivamente, en comparación con otros productos de características similares.

El ahorro que suponen decisiones como estas equivale al dióxido de carbono absorbido por casi 14 millones de árboles en un solo día. Así podemos entender cómo la compañía ha logrado producir cero emisiones de dióxido de carbono.

Asimismo, este firme compromiso por la eficiencia energética también supone una reducción más que importante de las emisiones de otro tipo de gases nocivos como el dióxido de azufre, evitando así la acumulación de ácido sulfúrico (perjudicial para la salud) en la atmósfera.

Estos requisitos también se mantienen durante la fase de fabricación, ya que Absen solo emplea materias primas ecológicas (que cumplen con la normativa RoHS 2.0 de la Unión Europea, que restringe el uso de sustancias peligrosas). Del mismo modo, todos los productos de la compañía cumplen la normativa de la UE sobre residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE). De media, estos productos tienen una hasta de reciclaje hasta un 25% más que otros productos sin este tipo de certificación.

 

“Absen lucha por un proceso de fabricación verde, con bajas emisiones de carbono, que sea eficiente energéticamente y respetuoso con el medio ambiente”, continúa diciendo Rengel

 

Todas las pantallas LED de Absen son compatibles con las normas 3C, CE, UL, ETL y otra serie de normas de seguridad tanto a nivel nacional como internacional. Esto supone que todos sus productos cumplen con la normativa de protección contra incendios, interferencias electromagnéticas, resistencias dieléctricas de CA, fugas de corriente, resistencias de aislamiento y resistencias de tierra, y con las normativas de salud OHSMS sobre protección ocular (luz azul), compatibilidad electromagnética y muchas más.

Además de especificar el compromiso de la compañía por minimizar todo lo posible su huella medioambiental, Absen Green aborda otros tipos de contaminación menos obvios, como el de la contaminación lumínica y acústica. Todos los productos de Absen presentan un diseño sin ventilador, lo que se traduce en un funcionamiento con una presión sonora inferior a 10dBd (por poner un ejemplo, el volumen de una conversación normal sería de unos 60dB), y la innovadora tecnología de ajuste automático del brillo garantiza un ajuste preciso e inmediato a la luminosidad del entorno. La contaminación lumínica puede reducirse aún más gracias a la eficaz tecnología de corrección de grises de 16 bits y al exclusivo procesamiento de superficies de niebla que logra reducir el deslumbramiento y la fatiga ocular.

Absen Green también incluye otros aspectos como la responsabilidad social corporativa, que abarca los sistemas de control de la empresa, la ética empresarial y los derechos y beneficios de los empleados, así como sus compromisos medioambientales y de seguridad.

¿Todavía no tienes una cuenta? ¡Regístrate ahora!

Acceder a tu cuenta

Síguenos

¿Cuál es tu red preferida?