airbanner

El Festival Frontyard del Dr. Phillips Center pone a L-Acoustics como cabeza de cartel

Sin duda, cualquier habitante de Florida podrá coincidir en que, una de las grandes ventajas de vivir en el estado más soleado del país, es que el verano parece que nunca acaba, así como tampoco lo hace su temporada de conciertos. Ni siquiera la pandemia ha sido un bache en la celebración de eventos al aire libre.

Un ejemplo lo vemos en el Festival Frontyard del Dr. Phillips Center, presentado por AdventHealth. Este festival, con más de 350 actuaciones, películas y otros eventos, se celebra cada día en el jardín delantero al Dr. Phillips Center for the Performing Arts, con un total de hasta 2.000 asientos repartidos según las normas de distanciamiento social.

Con el fin de garantizar que todas y cada una de las producciones que pasen por el festival en sus seis meses de duración se oyeran alto y claro, la distribuidora local OPAV proporcionó a la organización sistemas de altavoces K2 y Kara de L-Acoustics. El escenario, situado en la Plaza de las Artes Seneff, cuenta con seis gabinetes K2 dispuestos en un sistema de colgado de izquierda a derecha, con dos subwoofers KS28 apilados justo debajo de cada uno en el suelo, y cuatro Kiva II colocados en el borde del escenario para el relleno frontal. También se instalaron dos enormes pantallas LED al lado del escenario para que todos los asistentes, que se localizaban hasta 85 metros de distancia, pudieran disfrutar del evento.

 

Todos los equipos fueron alimentados por un amplificador LA12X y controlados por un sistema P1 y un LA Network Manager

 

“De los K2, una de nuestras propiedades favoritas es su rango completo. Para festivales como este, que no necesitan un refuerzo de bajos especialmente nítido, que podamos cambiar las frecuencias desde 20KHz hasta 60Hz es estupendo”, señala Jesse Durlin, CEO de OPAV (distribuidora socia de L-Acoustics desde 2017). “La suavidad en la respuesta es constante, y la cobertura de las gamas bajas la pudimos realizar basándonos en una sola fuente. Si tenemos algún evento en que vengan artistas de pop o rock, simplemente emparejamos los line arrays principales con un par de subs KS28 a cada lado, y así aumentamos el impacto. Los K2 son ideales para todo tipo de géneros y aplicaciones”.

L Acoustics Frontyard Dr Philips 1

El director de proyectos de OPAV, Tyler Higdon, también quiso mencionar la labor de los Kara como complemento a los K2. “No existe pérdida de calidad en los rangos medio y alto. Además, los bajos de los K2 se fusionan a la perfección con el alcance de los Kara. Los sistemas, en su conjunto, nos proporcionan una experiencia sonora limpia y sin retrasos”.

Además, el equipo del Dr. Phillips Center ya había trabajado antes con los K2 para otra serie de producciones itinerantes del Walt Disney Theater. Cuando OPAV recomendó usarlos para este proyecto, no dudaron en decir que sí. “Dada la complejidad, variedad y diversidad de programación del Frontyard, teníamos que contar con un sistema que nos ofreciera sin problemas la cobertura y la escalabilidad que necesitábamos”, asegura Spencer Tong, Vicepresidente Ejecutivo de Operaciones en el Dr. Phillips Center.

 

“Nuestro programa incluye eventos de todo tipo: conciertos de música clásica, jazz, rock, ópera, country, trance fusión o reggae, así como monólogos, sesiones de cine, espectáculos de baile y mucho, mucho más. Los K2 han superado todas nuestras expectativas”

 

L Acoustics Frontyard Dr Philips 2

Teniendo en cuenta todo el tiempo que ha tenido que funcionar día tras día el sistema PA, otros de los grandes protagonistas han sido el procesador AVB y la plataforma de medición de L-Acoustics. “P1 ha sido una constante en todos nuestros espectáculos”, afirma Higdon, que ha estado trabajando codo con codo junto a los ingenieros de OPAV, Justin Avant y Colten Mortensen. “Hemos utilizado P1 para controlar el sistema y también para regularlo, porque teníamos que adaptarnos a los diferentes cambios de temperatura y humedad”.

“Otra de sus ventajas era que nos hemos olvidado de hacer parcheos físicos, y hemos podido realizar transiciones limpias entre el vídeo y el audio. La avanzada interfaz del P1 ha hecho posible que controlemos los amplificadores, el flujo del audio sobre el vídeo y las grabaciones de un modo muy sencillo; y todo ello dándole al ingeniero de sonido toda la libertad para centrarse en la mezcla en el espectáculo y en el suministro de señales izquierda/derecha/relleno/sub o izquierda/derecha. Por otra parte, LA Network Manager ha hecho posible que nos adaptemos, en un par de pasos y ajustes, a los requisitos de cada ingeniero invitado”.

* Tu comentario en la Revista ISP Audio & Light * Comparte el articulo en las redes

Te puede interesar

¿Todavía no tienes una cuenta? ¡Regístrate ahora!

Acceder a tu cuenta

Síguenos

¿Cuál es tu red preferida?